English French German Spain Italian Dutch Russian Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified

sábado, 19 de marzo de 2016

Amonestación de Jesús a los Escribas y Fariseos



Discurso de Cordura y Sabiduría
de los Hermanos del Espacio
y Eugenio Siragusa.

El discurso llevado adelante durante tantos años, por Eugenio N. Siragusa, es un discurso atemporal, en sí mismo abarca todo tiempo y espacio por tratar, en esencia, los graves problemas físicos, psíquicos y Espirituales del género humano, así como las soluciones a éstos.

Por ello, manteniendo esta atemporalidad, sus textos son un Discurso de Cordura, que no pueden ser (en la mayoría de los casos) limitados a tiempos y espacios, sino que esencialmente, dan Luz a problemas y cuestiones, todavía actuales hoy en día.
La Fuerza de lo que él siempre ha afirmado, se puede sentir, se puede valorar en su más intensa profundidad.

Saber, conocer, entender, comprender, aceptar y valorar, para después, determinar cada uno en su propia libertad, forma parte del Libre Albedrío del Homo, con “H”  mayúscula.

Cada uno de estos Discursos, inspirados por Querer Superior del Creador, en sí mismos son, Volumétricos, y engloban los diversos aspectos que se reúnen magistralmente, en la Trina Naturaleza de ser humano: Física, Astral y Espiritual.
Igualmente descubren un Proceso Celeste, que la ínfima inteligencia humana, todavía no quiere admitir.

Estos escritos, de Eugenio, demuestran clarísimamente como NO ES NECESARIO AÑADIR NADA a un discurso claro e inequívoco.

En realidad, no hay nada más limpio que, mantener el Discurso hecho por las Potencias Celestiales, tal y como ha sido dado.
A cada uno el Discernimiento de entender en la Luz, la Verdad Liberadora que éstos textos portan en Su Seno.

Paz  a todos.
A.p.l.



(¿También para los Escribas y Fariseos de éstos tiempos?).





Amonestación de Jesús a los Escribas y Fariseos

Publicado íntegramente en los Boletines del
Ex-Centro de Estudios para la Fraternidad Cósmica.


“Y LA LUZ BRILLA EN LA TINIEBLAS, Y LAS TINIEBLAS NO LA VENCIERON”.
(Juan 1 versículo 5)

LA CASTA SACERDOTAL, 
ANCESTRAL RAÍZ DE LOS ESCRIBAS Y FARISEOS, 
HOY COMO HACE DOS MIL AÑOS, 
ESCONDE,
CREA OBSTÁCULOS 
Y QUERRÍA,DE NUEVO,
MATAR LA VERDAD QUE LLEGA DEL CIELO.

_________________***__________________


“.....NO PODÉIS SERVIR A DIOS Y AL DINERO”.
(Lucas 16, vers. 13).

“SI YO HUBIERA VENIDO Y NO LES HUBIERA HABLADO, NO TENDRÍAN PECADO; PERO AHORA NO TIENEN EXCUSA DE SU PECADO. ASÍ SE CUMPLE LO QUE ESTA ESCRITO EN SU LEY: ME HAN ODIADO SIN MOTIVO”.
(Juan 15, vers. 22 y 25).


En los Templos del antiguo Egipto, los escribas formaban una clase especializada de sacerdotes, a los cuales estaba confiada la redacción de los textos litúrgicos.
En Israel, el gran reformador y restaurador Esdras era un sacerdote. Intérpretes y maestros sabios de la Ley y de las tradiciones, los Escribas eran muy estimados por el pueblo.

A partir del II siglo después de Cristo, ellos constituían la mayoría del Sanedrín e influenciaron la vida política.
En el Evangelio, están a menudo ligados a los Fariseos, los cuales, a pesar de que su doctrina sea reconocida, están atados por su hipocresía que se manifestaba por encima de todo en la interpretación rígida y a la letra de la Ley y no en la interpretación según el Espíritu.

---------------------------
“ENTONCES JESÚS, HABLANDO A LA MUCHEDUMBRE Y A LOS DISCÍPULOS, DIJO:

LOS ESCRIBAS Y LOS FARISEOS
ESTÁN  SENTADOS EN LA SILLA DE MOISÉS.

HACED Y OBSERVAD TODO LO QUE ELLOS OS DICEN;
PERO NO ACTUÉIS SEGÚN LAS OBRAS DE ESTOS;
PUES ELLOS DICEN Y NO HACEN.

ELLOS ATAN FARDOS PESADOS
Y LOS PONEN SOBRE LAS ESPALDAS DE LOS HOMBRES, PERO ELLOS NO QUIEREN MOVER NI UN SOLO DEDO.
HACEN TODAS SUS ACCIONES
PARA SER VISTOS POR LOS HOMBRES.
QUIEREN LA PRIMERA PLAZA EN LOS FESTINES
Y LOS PRIMEROS ASIENTOS EN LAS SINAGOGAS.

LES GUSTA SER SALUDADOS EN LAS PLAZAS PUBLICAS
Y SER LLAMADOS POR LOS HOMBRES: MAESTRO, DOCTOR,
 PERO VOSOTROS, NO OS HAGÁIS LLAMAR MAESTRO,
PUES UNO SOLO ES VUESTRO MAESTRO
Y VOSOTROS SOIS TODOS HERMANOS.

Y NO LLAMÉIS A NADIE SOBRE LA TIERRA VUESTRO PADRE,
PUES UNO SOLO ES VUESTRO PADRE,
EL QUE ESTÁ EN LOS CIELOS.

NO OS HAGÁIS LLAMAR DIRECTORES,
PUES UNO SOLO ES VUESTRO DIRECTOR,
EL CRISTO.

EL MÁS GRANDE ENTRE VOSOTROS SERÁ VUESTRO SERVIDOR.

CUALQUIERA QUE SE ELEVARA SERÁ REBAJADO
Y CUALQUIERA QUE SE REBAJE, SERÁ ELEVADO.

DESGRACIA A VOSOTROS, ESCRIBAS Y FARISEOS HIPÓCRITAS,
PORQUE VOSOTROS LES CERRÁIS A LOS HOMBRE EL REINO DE LOS CIELOS;
VOSOTROS NO ENTRÁIS NI DEJÁIS ENTRAR A LOS QUE QUIEREN ENTRAR;
¡DESGRACIA A VOSOTROS, ESCRIBAS Y FARISEOS HIPÓCRITAS!
PORQUE VOSOTROS DEVORÁIS LAS CASAS DE LAS VIUDAS Y HACÉIS LARGAS ORACIONES
POR APARIENCIA;
A CAUSA DE ESTO,
VOSOTROS SERÉIS JUZGADOS MÁS SEVERAMENTE.

¡DESGRACIA A VOSOTROS ESCRIBAS Y FARISEOS HIPÓCRITAS!
PORQUE CORRÉIS EL MAR Y LA TIERRA
 PARA HACER UN PROSÉLITO
Y CUANDO ÉL SE HA CONVERTIDO,
VOSOTROS LO HACÉIS UN HIJO DE LA GEHENA
DOS VECES MÁS QUE VOSOTROS.

DESGRACIA A VOSOTROS, GUÍAS CIEGOS,
QUE DEJÁIS LO QUE ES MÁS IMPORTANTE EN LA LEY,
LA JUSTICIA,
LA MISERICORDIA
Y LA FIDELIDAD;
ERA NECESARIO PRACTICAR ESTO,
SIN DESCUIDAR LAS OTRAS COSAS.



¡GUÍAS CIEGOS!
¡QUE APLASTÁIS AL MOSQUITO
Y ACEPTÁIS AL CAMELLO!



¡DESGRACIA A VOSOTROS,
ESCRIBAS Y FARISEOS HIPÓCRITAS!
PORQUE SEMEJÁIS A SEPULCROS BLANQUEADOS,
QUE PARECEN BELLOS POR FUERA
Y QUE EN SU INTERIOR ESTÁN LLENOS DE HUESOS DE MUERTOS
Y DE TODA ESPECIE DE IMPUREZAS.

¡DESGRACIA A VOSOTROS, ESCRIBAS Y FARISEOS HIPÓCRITAS!
PORQUE VOSOTROS LIMPIÁIS POR FUERA,
LA COPA Y EL PLATO,
PERO DENTRO ESTÁN LLENOS DE RAPIÑA
Y DE INTEMPERANCIA.

VOSOTROS TAMBIÉN, POR FUERA,
PARECÉIS JUSTOS A LOS HOMBRES,
PERO DENTRO ESTÁIS LLENOS DE HIPOCRESÍA
E INIQUIDAD.

¡DESGRACIA A VOSOTROS, ESCRIBAS Y FARISEOS HIPÓCRITAS!
PORQUE VOSOTROS CONSTRUÍS LAS TUMBAS DE LOS PROFETAS Y ADORNÁIS LOS SEPULCROS DE LOS JUSTOS Y DECÍS: “SI NOSOTROS HUBIÉSEMOS VIVIDO EN EL TIEMPO DE NUESTROS PADRES, NOSOTROS NO NOS HUBIÉRAMOS UNIDO A ELLOS PARA DERRAMAR LA SANGRE DE LOS PROFETAS”.

DICIENDO ASÍ VOSOTROS TESTIMONIÁIS CONTRA VOSOTROS MISMOS, QUE SOIS LOS HIJOS DE LOS QUE HAN MATADO A LOS PROFETAS.
COLMAD ENTONCES LA MEDIDA DE VUESTROS PADRES.

¡SERPIENTES, RAZA DE VÍBORAS!
¿CÓMO ESCAPARÉIS AL CASTIGO DEL INFIERNO?
HE AQUÍ EL POR QUÉ, YO OS ENVÍO A LOS PROFETAS, LOS JUSTOS Y LOS ESCRIBAS.
VOSOTROS MATARÉIS Y CRUCIFICARÉIS A UNOS,
DARÉIS DE LATIGAZOS A LOS OTROS EN VUESTRAS SINAGOGAS,
Y VOSOTROS LOS PERSEGUIRÉIS DE CIUDAD EN CIUDAD, PARA QUE RECAIGA SOBRE VOSOTROS TODA LA SANGRE INOCENTE DERRAMADA SOBRE LA TIERRA,
DESDE LA SANGRE DE ABEL, EL JUSTO,
HASTA LA SANGRE DE ZACARÍAS
A QUIEN HABÉIS MATADO ENTRE EL TEMPLO Y EL ALTAR.

“YO OS DIGO, EN VERDAD, TODO ESTO RECAERÁ SOBRE ESTA GENERACIÓN”.

___________+++___________

Segunda mitad del siglo XX; tiempo de caos, de degeneración moral, social, religiosa, ¡Tiempo de AUTODESTRUCCIÓN!

Y, he aquí este tiempo y esta generación sobre la que recaerá la carga de las infamias acumuladas por los hombres en el curso de los siglos.
Que la conciencia adversaria de las Verdades del Cristo tiemble, pero sobre todo que tiemble la raíz de los fariseos de la Casta Sacerdotal, pues, en verdad, ella es todavía y siempre la que fue censurada por Jesús-Cristo.

Él ha dicho: “¡DESGRACIA A VOSOTROS, ESCRIBAS Y FARISEOS HIPÓCRITAS!”.
Pero vosotros habéis continuado atando pesados fardos sobre las espaldas de los hombres, por consiguiente vosotros habéis pavimentado los caminos de “dogmas” que han empobrecido el soplo de la Justicia de Dios.
Y es cierto que vosotros no habéis siquiera querido mover estos pesos con un solo dedo.

Él ha dicho: “¡DESGRACIA A VOSOTROS!”.
Pero vosotros habéis continuado queriendo los primeros puestos en el mundo, al lado de los que brillan de importancia y son admirados por los hombres.

Él ha dicho: “¡DESGRACIA A VOSOTROS!”.
Y vosotros habéis permitido que los hombres continúen llamándoos: Santo Padre, Eminencia, Maestro, Doctor, sin inquietaros de la verdad, según la cual, los hombres son todos hermanos e hijos del Único Padre que está en los Cielos y necesarios al Único Director que es la Conciencia Crística.

Él ha dicho: “¡DESGRACIA A VOSOTROS, SEPULCROS BLANQUEADOS!”.
Y vosotros habéis continuado rehusando las vías de la Humildad y os habéis elevado en la autoridad de la Casta que tiene la primera fila de los derechos que han sido negados al pueblo que vosotros no servís absolutamente nada.

¿Vosotros os habéis elevado? ¡Vosotros seréis rebajados!

Él ha dicho: “¡DESGRACIA A VOSOTROS, HIPÓCRITAS!”.
Y vosotros habéis continuado divagando con el opio de la tecnología, que cierra el Reino de los Cielos a los hombres y obliga a las almas a quedar en la espiral estéril de los razonamientos oscuros, y que han brotado de vuestras inteligencias, incapaces de penetrar las Vías Secretas de la Verdadera Sabiduría Divina.
A causa de esto, vosotros no habéis franqueado el umbral de las Verdades y habéis impedido el acceso a los que hubieran podido entrar.

Él ha dicho: “¡DESGRACIA A VOSOTROS, GUÍAS CIEGOS!”.
Y vosotros habéis continuado especulando sobre la piedad por los muertos, entrando en las casas de las viudas, pretendiendo que las oraciones especiales de los funerales de primera clase ayudarán mejor el alma del difunto que las de los funerales pobres y hechas deprisa. A causa de esto, vosotros recibiréis la mayor condenación.

Él ha dicho: “¡DESGRACIA A VOSOTROS, HIPÓCRITAS!”.
Y vosotros habéis continuado envolviendo el mar y la tierra de codicia por las cosas temporales que siempre habéis hecho pasar antes que las cosas del Espíritu; y desde que habéis hecho un prosélito lo  h a b é i s  encantado con palabras, sin convencerlo con el ejemplo.

Él ha dicho: “¡DESGRACIA A VOSOTROS, GUÍAS CIEGOS!”.
Y vosotros en el nombre de Dios que tiene horror de vuestras proezas, habéis procedido a inquisiciones, que habéis llamado “santas”, ultrajando almas y cuerpos, insultando y torturando y matando.
Vosotros sois verdaderamente como sepulcros blanqueados, bellos por fuera, pero llenos de impurezas y de iniquidades.

Él ha dicho: “¡SERPIENTES!” VOSOTROS TESTIMONIÁIS CONTRA VOSOTROS MISMOS, QUE SOIS LOS DIGNO HIJOS DE LOS QUE MATARON A LOS PROFETAS”, y vosotros, todavía más que vuestro padres, habéis sobrepasado la medida.

Él ha dicho: “YO OS ENVIARÉ PROFETAS Y SABIOS, Y VOSOTROS MATARÉIS ALGUNOS Y PERSEGUIRÉIS A OTROS, como Juana de Arco, Giordano Bruno, Galieo, Padre Pío y muchos más todavía.

Él ha dicho: “¡RAZA DE VÍBORAS!” TODA LA SANGRE DERRAMADA SOBRE LA TIERRA SE VOLVERÁ CONTRA VOSOTROS. ¿CÓMO ESCAPARÉIS A LA CONDENA DEL JUICIO?”.
Sí, Potentes Príncipes de una Iglesia que vosotros habéis devastado de las Santas V e r d a d e s   del Cristo: ¿Cómo escaparéis a la condena del Juicio de Dios?

¿Vosotros habéis preferido el lujo del mundo? Vosotros conoceréis la miseria del polvo.

¿Vosotros habéis hecho llorar? Vosotros conoceréis los caminos que conducen al sufrimiento.

¿Pensáis recorrer todavía mucho camino? Vosotros sabréis que os hacéis ilusiones.

Jesús dijo: “YO OS DIGO, EN VERDAD, QUE TODAS ESTAS COSAS SUCEDERÁN EN ESTA GENERACIÓN”.

Y en verdad, Príncipes de la Iglesia, ¡he ahí el tiempo de la Profecía!
¿No reconocéis los “SIGNOS” del Cielo? ¿Queréis pruebas?
Yo os recuerdo la advertencia que os dirige Jesús:
Mateo Cap. 16:
LOS FARISEOS Y SADUCEOS PIDEN UNA SEÑAL DEL CIELO.
 “ACERCÁNDOSE ENTONCES LOS FARISEOS Y SADUCEOS, Y PARA PONERLE A PRUEBA, LE PIDIERON QUE LES MOSTRASE UNA SEÑAL EN EL CIELO.
MÁS ÉL LES RESPONDIÓ:
AL ATARDECER DECÍS; VA A HACER BUEN TIEMPO, PORQUE EL CIELO TIENE UN ROJO DE FUEGO.
 Y A LA MAÑANA: HOY HABRÁ TORMENTA, PORQUE EL CIELO TIENE UN ROJO SOMBRÍO.
¡ENTONCES SABÉIS DISCERNIR EL ASPECTO DEL CIELO Y NO PODÉIS DISCERNIR LAS SEÑALES DE LOS TIEMPOS!
¡GENERACIÓN MALVADA Y ADÚLTERA!
UNA SEÑAL RECLAMA Y NO SE LE DARÁ OTRA QUE LA SEÑAL DEL PROFETA JONÁS”.

Lucas Cap. 12, Vers. 1.
“.....JESÚS SE PUSO A DECIR PRIMERAMENTE A SUS DISCÍPULOS:
GUARDAOS DE LA LEVADURA DE LOS FARISEOS, QUE ES LA HIPOCRESÍA.
NADA HAY ENCUBIERTO QUE NO HAYA DE DESCUBRIRSE, NI OCULTO QUE NO HAYA DE SABERSE.
PORQUE CUANTO DIJISTEIS EN LA OSCURIDAD, SERÁ OÍDO A PLENA LUZ, Y LO QUE HABLASTEIS AL OÍDO EN LAS HABITACIONES PRIVADAS, SERÁ PROCLAMADO DESDE LOS TERRADOS”.

¡No os hagáis ilusiones, Príncipes de la Iglesia!
He aquí el tiempo en que, al fin, lo oculto se revela; y así todo lo que vosotros habéis dicho y hecho en las habitaciones secretas será predicado sobre los tejados de las casas.

Sí, el Genio Solar Cristo profetiza: “NO HAY NADA ESCONDIDO QUE NO DEBA SER DESCUBIERTO. ESTA GENERACIÓN NO TENDRÁ OTRO SIGNO QUE EL DE JONÁS”.

¿Todavía creéis que el profeta Jonás fue tragado por una ballena?
¿Todavía creéis que un hombre pueda vivir en el vientre de un pez y luego viviendo todavía, ser depositado en la playa?

Si todavía creéis esto, además de la conciencia a vosotros os falta la inteligencia.
Sólo, vuestra obstinación y vuestra ceguera os impiden ver la Verdad despojada del lenguaje de fábula de nuestros mayores. Éstos, hace 2000 años, no conociendo el submarino que el hombre del siglo XX ha realizado, no habrían podido concebir que el profeta Jonás, en realidad, fuese llevado a bordo de uno de estos misteriosos “objetos” que el hombre moderno llama PLATILLOS VOLANTES. ¡UN PLATILLO VOLANTE CON PROPIEDADES SUBMARINAS!

¿Vosotros no lo creéis? ¿Queréis pruebas?

Jesús dice: “UNA GENERACIÓN MALIGNA Y ADULTERA PIDE UN MILAGRO”.
Sólo esta generación maligna y adúltera se obstina en no ver en el PLATILLO VOLANTE el “SIGNO PROFÉTICO” al que hizo alusión el Maestro Jesús.

Este “SIGNO” aparece, desde hace 25 años, en los cielos de la Tierra entera, para advertir a la conciencia de los hombres, y sobre todo la conciencia de los que se dicen “doctos” de las Sagradas Escrituras.

Pero vuestra conciencia está cerrada a las Verdades que vienen del Cielo, cerrada como hace 2000 años. ¡Y es cierto que vosotros sois la nueva raíz de los Fariseos que prefieren ignorar las Verdades Divinas, minimizarlas, esconderlas y hasta en el momento necesario, matar!

Hace 2.000 años, vosotros habéis rechazado acoger en vuestra casa Aquel que era de vuestra raíz de David y que, según las escrituras de los padres, vino a vosotros con las Verdades Eternas.
Pero vosotros os habéis burlado de ÉL, vosotros lo habéis impedido y vuelto objeto de vuestra persecución, dando así testimonio a la Profecía que dice: “... SE YERGUEN LOS REYES DE LA TIERRA, LOS CAUDILLOS CONSPIRAN CONTRA YAHVEV Y SU UNGIDO”.
(Salmo 2).

¡CRUCIFÍCALO! Habéis gritado entonces, y Caifás, el Gran Sacerdote, partidario de la facilidad, descifrador de las Sagradas Escrituras por las cuales la Casta Sacerdotal tocaba los límites del absurdo, no se acordó que con el “¡CRUCIFÍCALO!” se cumplía otra Profecía;

“... PERROS INNUMERABLES ME RODEAN, UNA BANDA DE MALVADOS ME ACOMETE, HAN TALADRADO MIS MANOS Y MIS PIES”. (Salmo 22, vers. 17).

“... Y SI ALGUIEN LE DICE: ¿Y ESAS HERIDAS QUE HAY EN TUS MANOS?
RESPONDERÁ: LA HE RECIBIDO EN CASA DE MIS AMIGOS”.
(Zacarías, 13, vers. 6).

¡CRUCIFÍCALO! Continúa gritando el gentío; y golpes, bofetadas y salivazos llovían sobre el cuerpo y sobre la faz de Jesús, mientras que la Casta Sacerdotal gozaba de una forma vergonzosa.
¿Pero quién de estos Sacerdotes que “amaban las primeras plazas en las reuniones”, tiembla al pensamiento de la Profecía de Isaías?

“...OFRECÍ MIS ESPALDAS A LOS QUE ME GOLPEABAN, MIS MEJILLAS A LOS QUE ARRANCABAN MI BARBA. MI ROSTRO NO HURTÉ A LOS INSULTOS Y SALIVAZOS...”.
(Isaías, 50, vers. 6).

No, ninguno de estos grandes cuerdos tiembla, porque todos eran idiotas, ciegos y duros como lo sois vosotros hoy, vosotros que por idiotez, ceguera y dureza habéis permitido la persecución del Padre Pío de Pietralcina.

No, Príncipes de la Iglesia, no os hagáis ilusiones; he aquí el tiempo en el que todas las cosas que habéis dicho y hecho en las tinieblas de vuestro camino, saldrán a la luz; y lo que habéis hecho en el secreto de vuestro corazón será predicado sobre los tejados de las casas.
He aquí el tiempo, durante el cual no podréis esperar Misericordia de Aquel que habéis comprado su Vida por 30 denarios.

Esta vez no existe, en vuestros tesoros, ninguna suma que pueda matar la VERDAD.
Antes eso os fue permitido y he aquí la Profecía de Zacarías que dice:

“...ELLOS PESARON MI JORNAL; 30 CICLOS DE PLATA. PERO YAHVEH ME DIJO: ¡TIRA AL TESORO, EL RUMBOSO PRECIO EN EL QUE HAN VALORADO ELLOS!”.
(Zacarías 11, vers. 12.13).

Y en verdad, esta Profecía se cumplió cuando...

“...ENTONCES UNO DE LOS DOCE, LLAMADO JUDAS ISCARIOTE, FUE DONDE LOS SUMOS SACERDOTES, Y LES DIJO: ¿QUÉ ME QUERÉIS DAR Y YO OS LO ENTREGARÉ?
ELLOS LE ASIGNARON TREINTA MONEDAS DE PLATA...” (Mateo 26, vers.14).

“...ENTONCES JUDAS, EL QUE LE ENTREGÓ, VIENDO QUE HABÍA SIDO CONDENADO, FUE ACOSADO POR EL REMORDIMIENTO Y DEVOLVIÓ LAS TREINTA MONEDAS DE PLATA A LOS SUMOS SACERDOTES Y A LOS ANCIANOS DICIENDO:
PEQUÉ ENTREGANDO SANGRE INOCENTE.
ELLOS DIJERON:
A NOSOTROS ¿QUÉ? ALLÁ TÚ.

ENTONCES TIRÓ LAS MONEDAS EN EL SANTUARIO, SE RETIRÓ Y FUE Y SE AHORCÓ.
LOS SUMOS SACERDOTES RECOGIERON LAS MONEDAS Y DIJERON:
NO ES LÍCITO ECHARLAS EN EL TESORO DE LAS OFRENDAS, PORQUE SON PRECIO DE SANGRE, Y DESPUÉS DE DELIBERAR, COMPRARON CON ELLA EL CAMPO DEL ALFARERO COMO LUGAR DE SEPULTURA PARA LOS FORASTEROS”.
(Mateo 27. vers. 3-7).

No, escribas y fariseos del siglo XX, no os hagáis ilusiones; esta vez no se permitirá que la historia se repita, porque esta vez Jesús Ungido por Cristo no vendrá para ofrecer las mejillas a los golpes de los hombres: ÉL no vendrá para enseñarles la Humildad y el Amor, sino que, os guste o no, vendrá con el Signo de la Justicia.

“...ENTONCES VERÁN AL HIJO DEL HOMBRE VENIR SOBRE LAS NUBES CON GRAN PODER Y MAJESTAD...”.
(Marcos 13, vers. 26).

Y de este modo, ninguno de los “Grandes Sacerdotes” podrá escapar al Juicio de la Verdad, como hizo Caifás que dijo a Jesús:

“... Te conjuro por Dios vivo a que me digas si eras tú el Mesías, el Hijo de Dios”.

Díjole Jesús:

“TÚ LO HAS DICHO. Y YO OS DIGO QUE A PARTIR DE AHORA VERÉIS AL HIJO DEL HOMBRE SENTADO A LA DERECHA DEL PADRE Y VINIENDO SOBRE LAS NUBES DEL CIELO”.

ENTONCES EL PONTÍFICE RASGO SUS VESTIDURAS, DICIENDO:

“HA BLASFEMADO. ¿QUÉ NECESIDAD TENEMOS DE MÁS TESTIGOS?”.

ELLOS RESPONDIERON:

“REO ES DE MUERTE”.

ENTONCES EMPEZARON A ESCUPIRLE EN EL ROSTRO Y A DARLE PUÑETAZOS Y OTROS LE HERÍAN EN LA CARA...”.
(Mateo 26, 63-68).

No, Príncipes de la Iglesia, esto no se repetirá más y yo os digo que otra porfecía se cumplirá dentro de poco.

Un viento de tempestad sacude los cimientos de la Babilonia hipócrita que vosotros habéis edificado durante dos mil años.
Un fuego purificador ha llegado de las Profundidades del Cielo para destruir vuestras raíces carcomidas por el veneno de las tontas codicias por las cosas temporales o efímeras. He aquí el tiempo de la VERDAD DEL TIEMPO DE TODOS LOS TIEMPOS.
¡HE AQUÍ EL TIEMPO DE LA JUSTICIA DE DIOS!

Temblad todos vosotros, Príncipes de Babilonia, porque en verdad:

“... DESPUÉS DE ESTAS COSAS VI OTRO ÁNGEL QUE DESCENDÍA DEL CIELO CON GRAN PODER, A CUYA CLARIDAD QUEDO LA TIERRA ILUMINADA.

GRITO CON PODEROSA VOZ DICIENDO:
CAYÓ, CAYÓ LA GRAN BABILONIA Y QUEDO CONVERTIDA EN MORADA DE DEMONIOS Y GUARIDA DE TODO ESPÍRITU INMUNDO Y ALBERGUE DE TODA AVE INMUNDA Y ABOMINABLE; PORQUE DEL VINO DE LA CÓLERA DE SU FORNICACIÓN BEBIERON TODAS LAS NACIONES Y CON ELLA FORNICARON LOS REYES DE LA TIERRA Y LOS COMERCIANTES DE TODA LA TIERRA CON EL PODER DE SU LUJO SE ENRIQUECIERON.

OÍ UNA VOZ DEL CIELO QUE DECÍA: 
SAL DE ELLA, PUEBLO MIO, PARA QUE NO OS CONTAMINÉIS CON SUS PECADOS Y PARA QUE NO OS ALCANCE PARTE DE SUS PLAGAS; PORQUE SUS PECADOS SE AMONTONARON HASTA LLEGAR AL CIELO Y DIOS SE ACRODÓ DE SUS INIQUIDADES.

DADLE SEGUN LO QUE ELLA DIO Y DADLE EL DOBLE DE SUS OBRAS; EN LA COPA QUE ELLA MEZCLÓ, MEZCLADLE AL DOBLE; CUANTO SE ENVANECIÓ Y ENTREGÓ AL LUJO, DADLE OTRO TANTO DE TORMENTO Y DUELO YA QUE DIJO EN SU CORAZÓN: COMO REINA ESTOY SENTADA, YO NO SOY VIUDA NI CONOCERÉ DUELO JAMÁS; POR ESO VENDRÁN UN DÍA SUS PLAGAS, LA MORTANDAD, EL DUELO Y EL HAMBRE, Y SERÁ CONSUMIDA POR EL FUEGO, PUES PODEROSO ES EL SEÑOR DIOS, QUE LA HA JUZGADO.

LLORARÁN Y POR ELLA SE HERIRÁN LOS REYES DE LA TIERRA QUE CON ELLA FORNICARON Y SE ENTREGABAN AL LUJO...

LLORARÁN Y SE LAMENTARÁN LOS MERCADERES DE LA TIERRA POR ELLA, PORQUE NO HAY QUIEN COMPRE SUS MERCANCÍAS; LAS MERCADERÍAS DE ORO, DE PLATA, DE PIEDRAS PRECIOSAS, DE PERLAS, DE LINO, DE PÚRPURA, DE SEDA, DE GRANA, TODA MADERA OLOROSA, TODO OBJETO DE MARFIL, Y TODO OBJETO DE MADERA PRECIOSA, DE BRONCE, DE HIERRO, DE MÁRMOL, AROMAS, MIRRA E INCIENSO, VINO, ACEITE, FLOR DE HARINA, TRIGO, BESTIAS DE CARGAR, OVEJAS, CABALLOS Y CARROS, ESCLAVOS Y ALMAS DE HOMBRES....

LOS MERCADERES DE ESTAS COSAS, QUE SE ENRIQUECÍAN CON ELLA, SE DEFIENDEN A LO LEJOS POR EL TEMOR DE SU TORMENTO, LLORANDO Y LAMENTÁNDOSE DICIENDO:
AY, AY DE LA CIUDAD GRANDE, QUE SE VESTÍA DE LINO, DE PÚRPURA Y GRANA Y SE ADORNABA DE ORO, PIEDRAS PRECIOSAS Y PERLAS.
¡EN UNA SOLA HORA QUEDÓ DESVASTADA TANTA RIQUEZA!
(Apocalipsis 18, vers. 1-16).

¿No creéis en la Potencia, Príncipes de Babilonia?

¿No reconocéis, vosotros, en los “Mercaderes de la Tierra” las participaciones del Vaticano en una actividad financiera concentrada en el mundo y que ha podido haceros creer que los Caminos que conducen las Almas a la Paz de Cristo, deben pasar forzosamente por los senderos de la Alta Finanza, ¡que es el Arma de Satán?

¡Sólo la involución de vuestros espíritus por completo y que no tiene nada de espiritual con relación a la exhortación de Jesús, que dijo: “PEDRO APACIENTA MIS OVEJAS”!

“PEDRO, APACIENTA MIS CORDERITOS” dijo la primera vez Jesús.
Y los descendientes de Pedro, abandonando las Vestiduras del Pastor, transformaron la Casa de Cristo en un “DEPARTAMENTO DE ASUNTOS ECONÓMICOS”, creyendo falsamente de ser capaces de transformar la riqueza y la potencia económica de la Tierra, en una fuerza de paz y de felicidad para las Almas sedientas de Justicia, de Amor, de Verdad.

“PEDRO, APACIENTA MIS CORDEROS” dijo Jesús por segunda vez.
Y los descendientes de Pedro se volvieron insensibles al balido de los Corderos de Cristo y se unieron al aullido de los lobos de la Tierra que son los hombres de estado y los dirigentes de la alta finanza mundial.

“PEDRO, APACIENTA MIS OVEJAS” dijo Jesús por tercera vez.
Y los descendientes de Pedro se han transformado en lobos ávidos, ebrios de las solicitudes de esta vida; y a las virtudes de la pobreza y de la humildad de Cristo, ellos han preferido el juego arremolinante de los cientos de millones de capital y en títulos en las Carteras del Vaticano.

NO, Príncipes de Babilonia, vosotros no habéis cambiado; sois y seréis siempre los mismos hipócritas de hace 2.000 años, que habéis transformado el Templo del Señor en una cueva de ladrones.
Antiguamente, habéis matado a Jesús materialmente y hoy continuáis crucificando la Pureza Espiritual de la Doctrina que ÉL confía a Pedro.

“ANTES DE QUE EL GALLO CANTE, TU ME NEGARÁS...” dijo Jesús a Pedro.
La Profecía se cumplió; Ahora que la NUEVA AURORA está por despuntar, los Descendientes de Pedro han negado la Iglesia de Cristo...

“REGOCÍJATE POR ELLO, ¡OH CIELO! Y LOS SANTOS, Y LOS APÓSTOLES, Y LOS PROFETAS, PORQUE DIOS HA JUZGADO NUESTRA CAUSA CONTRA ELLA.
UN ÁNGEL PODEROSO LEVANTÓ UNA PIEDRA COMO UNA RUEDA GRANDE DE MOLINO Y LA ARROJÓ AL MAR DICIENDO:

“CON TAL ÍMPETU SERÁ ARROJADA BABILONIA, LA GRAN CIUDAD Y NO SERÁ HALLADA”.
Apocalipsis 18, vers. 20-21).

Por tanto, no os hagáis ilusiones, Príncipes de Babilonia; por la Ley inevitable de CAUSA y EFECTO, vosotros no escaparéis al Juicio de Dios, cuya Doctrina nos fue aportada por Cristo y que vosotros habéis pisoteado volviendo vuestra casa desierta.
Los tiempos de las naciones han terminado; y no es cierto que la Babilonia que vosotros habéis edificado “ESTÁ SENTADA COMO REINA, NO ES VIUDA Y NO VERÁ EL DUELO”.

El Potente Ángel de la Justicia de Dios ya está encima de vuestra Casa, que “SE HA VUELTO UNA HABITACIÓN DE DEMONIOS, UNA GUARIDA DE TODO ESPÍRITU INMUNDO”; ella será arrojada con violencia, en los tormentos y en las tribulaciones y nunca más será encontrada; para que los Santos y los Profetas de todos los tiempos vean sus CAUSAS juzgadas por Dios, que los EFECTOS de vuestro materialismo inflamado volverán infructuosas en el corazón de los hombres.

Acordaros, todos vosotros, que estáis vestido de lino, de púrpura y de escarlata: LOS DECRETOS DE LA POTENCIA DIVINA NO PUEDEN FALLAR.
¡ASÍ SERÁ!

Ignazio. Castellana.


Textos de Eugenio N. Siragusa
Editado por 
 antoniopastor555@gmail.com
trucos blogger